Un hombre recibe un regalo que le cambiará su vida.

Dirigida por: David Fincher.

Protagonizada por: Michael Douglas, Sean Penn, Deborah Kara Unger, James Rebhorn, Peter Donat, Armin Mueller-Stahl, Carroll Baker, Anna Katarina.

País: Estados Unidos.

Género: Suspenso.

Duración: 129 minutos.

La paranoia es un sentimiento demasiado personal como para poder reflejarlo en una película y que se haga sentir en el espectador con una empatía aceptable. Sin desesperarlo ni perturbarlo. El problema de estos filmes que generan una desesperación rotunda y que molesta es que con frecuencia se desenvuelven de manera perfecta pero el final resulta ser poco impactante, inofensivo y blando. Con The Game ocurre algo bastante curioso. La película está construida de manera correcta, con todos los factores necesarios para poder construir un excelente thriller. Su final es sorpresivo pero no resulta ser el mejor, y sin embargo nos sentimos satisfechos con la increíble película que es. El final de una peli es un factor super importante pero no determina la calidad de la misma. Es por esto que The Game es defendible.

Cuenta la historia de Nicholas Van Orton quien es un inversionista de la banca cuyo perfil es típico. No tiene amistades, solamente habla con la criada y con su herrmano. Solamente una vez al año. En su cumpleaños. Este año su  hermano le regala un certificado de regalo para que disfrute de un juego que una compañía llamada CRS ofrece. El hombre parece ser rechazado luego de ser sometido a pruebas (siempre renuente a las mismas). Pero tal vez no fue rechazado. Contar más sería traición. Solamente digamos que no todo es lo que parece y la conspiración es un tema presente pero no dominante. Interesante es ver la caída de la personalidad de Nicholas mientras conoce un mundo paralelo con el que nunca tuvo contacto. Claro, todo es un juego. Pero las cosas empiezan a ponerse peligrosas.

Fincher domina la película y el ritmo de la misma con facilidad. Aunque pudiéramos decir que la película se mantiene por sí sola en una línea regular dramática, la realidad es otra. El director se destaca por regalar películas lentas, pero intensas. Todos los planos tienen razón de ser y poder verla después de casi 15 años de su estreno sigue siendo una experiencia. Es un guión sumamente complejo pero atractivo. Es creativo, dinámico, y carente de rellenos. Técnicamente el filme es una joya. La fotografía es típica de la época y casi podríamos describirla como un film neo noir. Extraño. Oscuro. Misterioso.

Douglas protagoniza como un experto. Se nota que es un actor hecho para el papel por su capacidad de ser camaleónico. No porque el personaje lo exige, sino porque la película demanda un giro en personalidad que Douglas supo mantener en todo momento. La cordura es un tema personal, pero aquí se convierte en gasolina para que el personaje termine de aceptar que no tiene el control sobre todo y que siempre, siempre hay alguien que va adelante, acechándote. El resto de los actores se mueven con sutileza ante la trama que los incluye como peones en el juego. Es genial como somos engañados minuto tras minuto por querer que las cosas se acaben y el pobre Nicholas pueda descansar.

The Game no sigue patrones de ningún tipo. Es una película diferente a cualquier otra que hemos visto. Está hecha con demasiada creatividad como para no verla. Lamentablemente este tipo de cine no se hace actualmente. Es un tipo de cine que está hecho con pasión y con ganas de joder al espectador. Esto está bien. Perfecto para quienes queremos escribir guiones de este estilo. Quisiera yo que cuando escribiera un guión, alguien al ver mi película, preguntara si es de terror o de suspenso. Me lo preguntaron al ver The Game, yo sonreí, y de inmediato aprecié lo genuino de Fincher y su capacidad de hacer buen cine.

Calificación: ***1/2

Un trailer

3 Responses

  1. SPOILER ALERT: La verdad es que el final me dejó con un mal sabor de boca ya que sí se hubiera acabado en el momento en que Nicholas “Michael Douglas” le dispara a su hermano y este se suicida tal como su padre, sería muy grato el pensar que este “juego” se les había salido de las manos y que no todo lo podían tener planeado. Pero al final se fueron por lo seguro con el “Happy Ending”, el cual no es malo, sin embargo no era lo que yo quería. Aunque al fin y al cabo no puedo juzgar a la película solo por su final y en cuanto al resto de la cinta está bastante .

Leave a Reply