Crítica cine: Brother’s keeper (1992)

Tres hermanos. Un pueblo. Una muerte sospechosa. Un documental que no tiene que recrear nada para poder impactar. Con el uso del testimonio oficial de todos los involucrados, la historia se filma casi sola, y los directores Sinofsky y Berlinger nos llevan a Munsville para presenciar una historia de supervivencia y crimen.